¿Quieres decirle adiós a la piel de naranja?

Quédate con esto: la edad y una vida sedentaria son dos factores imprescindibles a la hora de luchar contra la piel de naranja, ya que en la mayoría de las personas acaba siendo un problema estético.  ¡Sigue leyendo para descubrir cómo decirle adiós a la piel naranja!

Lo primero que queremos explicarte es que la piel de naranja y celulitis no son lo mismo.

Lo que oyes. La piel de naranja se produce porque el tejido graso subcutánea se acumula y entra en las celdillas de colágeno, por lo que, se desestructura. ¿Y entonces cómo se visibiliza? como redes de pequeños bultos, que se parecen visualmente a la piel de la naranja, de ahí el sinónimo. La celulitis compete a la grasa y la piel de naranja al colágeno.

¿Por qué aparece la piel de naranja? sus causas

Una vez que tienes claro qué es cada cosa, queremos enseñarte cuáles son las causas de su fatídica aparición.

Los azúcares son uno de las causantes mayoritarios de la aparición de la piel de naranja. Se adhieren a las fibras de colágeno provocando su deterioro y desestructura. Esto no solo provoca la piel de naranja, también otros aspectos de estética como elasticidad, flacidez o estrías.

No olvidemos que hay un factor que es el más importante, y que es muy difícil luchar contra él, la genética, al igual que el género, ya que las mujeres acumulan más grasa debido a su sistema hormonal.

Por otro lado, la edad también es un factor a tener en cuenta, ya que la piel de naranja comienza a formarse desde la adolescencia, aunque se hace más visible después, que es cuando se ralentiza el metabolismo y la vida se hace más sedentaria. 

Tips para obtener mejores resultados contra la piel de naranja

La piel de naranja tiene vías de tratamiento muy diferenciadas y hay ciertos hábitos que pueden ayudar a reducirla. Nunca es tarde para ponerte a tope con la ¡operación verano! 

Exfoliación y masajes. Para favorecer el flujo sanguíneo y mejorar la circulación son muy recomendables. Exfoliar la piel bajo la ducha un par de veces a la semana con exfoliantes que contengan ingredientes drenantes. 

Despídete de la vida sedentaria. Uno de los factores clave es la mala circulación y la insuficiencia linfática consecuencia del sedentarismo, que hace que dichos sistemas comiencen a funcionar lentamente y las toxinas se acumulen.

Es recomendable hacer ejercicios como andar, correr, montar en bicicleta o practicar tu deporte favorito de manera regular y continuada. Además, no se debe estar más de dos horas sentado sin levantarse a estirar las piernas y, cuando se esté sentado, mejor no hacerlo con las piernas cruzadas.

Parece típico y básico pero, llevar una dieta sana y vida equilibrada es esencial para el buen funcionamiento del organismo. Reduce al máximo el consumo de sal y olvida las harinas y azúcares refinados para reducir la acumulación de toxinas y, por consiguiente, la aparición de la piel de naranja.

Bebe mucha agua, como mínimo litro y medio de agua al día. Además, evita los refrescos, incluso los que dicen ser light contienen edulcorantes artificiales nada recomendables para nuestro objetivo. 

Si a todos estos tips, añades el mismo personal con tratamientos corporales, te aseguramos un cuerpo envidiable en poco tiempo. Y sí, ¡sin piel de naranja! 

En Clínica Vene, queremos mimarte, cuidarte y regalarte momentos y ofertas especiales, rituales de belleza, salud y bienestar que te ayudarán a regalarte tu mejor versión.

¿Empezamos?

Categorías

Últimos post

Bases legales sorteo clínica Vene

1.- Compañía organizadora Organiza el sorteo la empresa Clínicas Vene con domicilio social en C/Luis Montoto,107, 41007. Sevilla. 2.- Desvinculación con respecto a Facebook o

Leer más »
Abrir chat
Hola, ¿hablamos?